El tiempo por Tutiempo.net

El gran actor argentino Alfredo Alcón murió esta madrugada en su casa, en la ciudad de Buenos Aires, después de una larga enfermedad.

Había nacido el 3 de marzo de 1930 en el barrio de Ciudadela, provincia de Buenos Aires, en una familia bien española: Alcón es un apellido de ascendencia andaluza-árabe, su abuela paterna había inmigrado desde Cádiz, y el apellido de su mamá, Riesgo, era de Castilla.
Solía decir "A mi abuela castellana, yo le daba un beso y, distante, me decía "Gracias, hijo". "¿Por qué me dices gracias, abuela?, le preguntaba. "Yo sé por qué lo digo", me contestaba. Y, en cambio, la abuela andaluza me abrazaba, me besaba y decía: "Ay, niño, ¡qué guapo eres!". Y yo entonces pensaba: "Qué raro: las dos españolas y tan distintas".
Su primer papel protagónico en cine, fue en 1955, junto a Mirtha Legrand, en "El amor nunca muere", dirigido por Luis César Amadori. Luego, al año siguiente lo vuelven a unir a Mirtha Legrand para participar de “La pícara soñadora”, dirigidos por Ernesto Arancibia.
Luego llegaría “Con gusto a rabia” dirigido por Fernando Ayala, y a continuación junto al director Leopoldo Torre Nilsso, realizó una serie de grandes éxitos como fueron: “ Un guapo del 900” y “Martín Fierro”, en 1968; “El santo de la espada”, en 1970; “Güemes, la tierra en armas”, en 1971;“La Mafia”, en 1972 y luego,” Los siete locos”, “Boquitas pintadas” y” El pibe Cabeza”.
En teatro fue: Hamblet, El Rey Lear, Enrique IV, Eduardo II, Edipo, y muchos más.
A Alfredo Alcón nunca le gustó que lo llamaran “maestro”, por eso decía: "Yo no oigo cuando me dicen maestro. El que se cree un maestro es un pelotudo”.” El que encuentra rápido es porque busca poco: cuando empiezo a trabajar, estoy tan inseguro, que me sobran los brazos”, dijo en una entrevista, pero fue nuestro gran actor argentino.
Participó en 50 películas y más de 50 obras de teatro, donde interpretó obras de Ibsen, Lorca, Arthur Miller, John Osborne, Engene O’Neill, Edward Albee, Tennessee Williams, Samuel Beckett, Marlowe, fue dirigido por grandes como Margarita Xirgu, Carlos Gandolfo y Omar Grasso, y él también dirigió con igual éxito: Los caminos de Federico, Bocca-Alcón, Homenaje Ibsen, ¡Shakespeare todavía! y Final de partida”.

Recibió el premio Martin Fierro en dos oportunidades, el Cóndor de Plata y el Estrella de Mar de Oro; recibió el ACE de Oro, el María Guerrero, el Ollantay, el gran premio de honor de la Fundación Konex, el García Lorca y distinciones especiales en festivales realizados en Colombia y en España.
Sin duda Alfredo Alcón, fue el máximo intérprete de la escena nacional y el indiscutible protagonista de los grandes clásicos.
Frente al estreno de Filosofía de vida, expresaba: "No me detengo a pensar qué clase de vida llevo, porque un día quiero una cosa, y al siguiente, otra. Quizás puedo mirar hacia atrás y ver qué dibujos hice. Otros siguen como si fuese una brújula a una institución, religiosa o ideológica. Eso no es estar vivo. Es respirar según un molde y convertir tu alma en una cosa”
Cerca del final de sus días decía; “Si yo me diera cuenta de que hace mucho que trabajo y hace ya mucho que vivo, tal vez estaría cansado. Pero uno no se da cuenta". El sólo pensaba en cual sería el próximo proyecto.

Estadísticas

4869554
Hoy:
Este Mes:
3561
129484

25-07-2021

 ¡Consulte aquí dónde
retirar su ejemplar!